Biogimnasia es una actividad holística pues no sólo tiene en cuenta el cuerpo físico, sino los cuatro cuerpos inferiores que componen la integridad de nuestro vehículo terrenal a través del cual experimentamos en el plano de la materia; a parte de estos cuatro cuerpos que son, el físico, mental, emocional y energético tenemos otros cuerpos más sutiles que no pertenecen a este plano; representan nuestra parte más espiritual, a la cual no se puede tener acceso sin antes haberse armonizado y conectado con estos cuatro cuerpos inferiores. Luego, una vez que los conocemos, los trabajamos y somos capaces de tener un mínimo de control y dominio sobre ellos, es que podemos perseguir metas mayores y alcanzar otras partes más sutiles de nuestra naturaleza, pero si ni siquiera controlamos ni conocemos los inferiores como vamos a querer entender al espíritu y menos acceder a él; tu puedes sentir tu cuerpo energético?… Porque si no eres capaz de sentir eso que es más sencillo, no te puedes plantear ir más allá; si no sabemos todavía andar correctamente como vamos a intentar volar?…. Uno empieza la obra por los cimientos y la termina por la cumbre. Conocernos a nosotros mismos es profundizar en el conocimiento de estos cuerpos más densos, es forjar los cimientos para poder evolucionar, crecer como personas y poder acceder en un futuro próximo a la cumbre más alta, llegando a sentir realmente esas partes más espirituales, y repito, esto no ocurre hasta que tomamos plena conciencia de nuestras partes más densas, las trabajamos, las sentimos al igual que somos capaces de sentir el cuerpo físico y luego por supuesto, queramos avanzar, evolucionar y llegar más lejos. Pero mientras sigamos centrados solo en lo físico no se producirá dicha evolución, ni siquiera se podrá alcanzar la integridad como personas, porque somos más que un cuerpo físico. Biogimnasia es para todo aquel que siente que es algo más que lo puramente material, porque esta disciplina considera al ser en toda su integridad y contiene ejercicios tanto para el cuerpo físico, como para el energético, el mental y el emocional. Contiene algunos ejercicios de disciplinas orientales como Yoga, Tai-chi y meditación, enfocadas a trabajar la relajación y con ello la mente, y el cuerpo energético, pues al relajarse y respirar de una forma consciente, nuestras baterías se recargan, y por otro lado al permanecer en un estado de paz y quietud nuestro cuerpo emocional también se equilibra; los. cuatro cuerpos están interrelacionándose todo el tiempo, por tanto, al influir en alguno de ellos, de una forma positiva, se está beneficiando también a los demás.

Por otro lado Biogimnasia tiene también ejercicios de origen occidental más enfocados al mantenimiento y la salud del cuerpo físico como por ejemplo el Pilates, la gimnasia correctiva postural, ejercicios convencionales para la tonicidad muscular de todo el cuerpo, ejercicios de equilibrio y el streching; toda esta combinación de ejercicios crea un gran equilibrio tanto en nuestro cuerpo físico como en los restantes y nos ayuda a conocernos mejor a nosotros mismos y a adquirir cierto grado de control sobre estos cuatro cuerpos. Y tener control sobre esto ayuda a llevar una vida mucho más saludable, y en cierto mando a tener un autodominio de nosotros mismos para que ante cualquier circunstancia complicada de la vida, podamos permanecer equilibrados, sin perder los nervios, ni el control, así fácilmente, claro está, a menos que la situación requiera de un poco de esa furia que nos caracteriza para llevarla a buen cauce, úsala si es necesario pero ten el autodominio para restablecer tu equilibrio tan pronto como sea posible.

Un saludo!

Patricia Pérez!

Compartir: