Cuando empiezas a meterte en la Astrología ves que aparte de estar influenciado por el Sol, que determina tu signo zodiacal, también te ves influenciado por los planetas, satélites, asteroides y cuerpos celestes del Sistema Solar, y el conjunto de todos ellos determinan tu carácter y comportamiento habitual.

Cada planeta tiene una determinada energía y nos influye de una determinada manera pero hoy me gustaría especificar esto un poco y hablar sobre el origen del que provienen esas energías por las que nos vemos influenciados.

En una preciosa noche estrellada, te quedas mirando al cielo y puedes ver los planetas visibles desde la Tierra como estrellas luminosas; pero esa luz que emiten no es propia, solo es el reflejo de nuestro Sol, y del mismo modo que refleja la luz solar, refleja también la energía que recibe de este; la Luna es un gran espejo de esa energía, y con ella es con la que nos influencia tan descaradamente; pero sea uno entendido en Astrología o no, es de sabiduría popular cuanto nos influencia este satélite. La Luna, los planetas y todo cuerpo celeste en este sistema solar recibe la energía del Sol. Y luego cada uno de ellos lo expresa de diferente forma según sea la materia de la que este formado ese cuerpo.

Esto es muy similar a lo que ocurre con el espectro de colores; ¿cómo queda determinado el color de cada objeto?…

Somos capaces de ver colores gracias a dos de las propiedades de la luz. La absorción y la reflexión. Un cuerpo opaco, es decir no transparente, absorbe gran parte de la luz que lo ilumina y puede reflejar una parte más o menos grande o pequeña de esta. Cuando este cuerpo absorbe todos los colores contenidos en la luz blanca, el objeto parece negro; y cuando refleja todos los colores del espectro, el objeto parece blanco. Los colores absorbidos desaparecen en el interior del objeto, los reflejados llegan al ojo humano. Los colores que visualizamos son, por tanto, aquellos que los propios objetos no absorben, sino que los propagan.

Y justo lo mismo ocurre con la energía. La energía solar incide sobre los cuerpos celestes y una parte de esa energía la absorbe el planeta y la otra es reflejada como si fuera un color; por tanto podemos ver las diferentes energías de los planetas como si fueran diferentes colores de la luz solar, diferentes expresiones de la energía.
Esa tremenda bola de fuego suministra luz y energía a todo el Sistema Solar; es la central nuclear que nos abastece; tan potente es, que no nos puede incidir directamente y por eso la Tierra está protegida de esa incidencia directa; para el bien de sus habitantes. Y no sólo nos vemos protegidos por nuestra atmósfera y la capa de ozono, encargados de filtrar los rayos de luz y una parte de esta energía solar; hay otra capa más que nos protege de la intensa radiación energética filtrando y adaptando estas energías para que podamos asimilarlas y esta otra capa es ese cinturón alrededor de la Tierra formado los los signos del zodiaco. Las energías de fuera de la Tierra atraviesan ese cinturón y al igual que la luz al pasar por un prima se descompone en los colores del arco iris, la energía se descompone a través de los signos zodiacales.

Y si de los 7 colores del espectro solar visibles al ojo humano salen infinidad de combinaciones; imagina las combinaciones energéticas que pueden dar los 12 signos zodiacales. Puede resultar impresionante y es por eso que se vuelve tan complejo el estudio y análisis de las energías al incidir sobre nosotros. Y si cuesta comprenderlas, mucho más costará el poder controlarlas y manejarlas en nuestras vidas; siempre y cuando pretendamos mover energías sabiendo que tipo de energía es, claro!… porque hay disciplinas como el Tai-chi o el Reiki, donde se mueven sin saber exactamente el tipo de energía que se mueve, posiblemente porque no tenga tampoco mucha relevancia. En Astrología sin embargo si se hace una diferenciación energética y por eso lo ideal es la fusión de diferentes disciplinas, porque lo que no te da la una, te lo aporta la otra. Está claro que siempre servirá de ayuda tener un conocimiento de qué tipo de energía te puede venir mejor para según qué tipo de objetivos tengas por mente y la Astrología es una muy buena herramienta para aprender a descodificar las energías que se mueven en tu mundo. Pero por hoy nos vamos a quedar con la idea principal que pretendía mostrar en este post, y es que toda la energía que nos llega a la Tierra, venga de los planetas o de cualquier cuerpo celeste de este Sistema Solar, proviene inicialmente del Sol, así que nunca mejor dicho, bien podemos decir que todo gira en torno al Sol!!!

Y bien se merece todos los cultos que las antiguas civilizaciones le han rendido durante miles de años; se le consideraba como a un Dios; Dios y Padre, pues de él dependía la vida en la Tierra y se le honraba precisamente por ello, y se le invocaba para que fuera tolerante y permisivo. Y no puedo aquí dejar de hacer una breve alusión a uno de los faraones por el que tengo especial predilección por su filosofía idealista, fue diferente al resto de los demás, faraones. Éste fue Akhenaton, “el faraón hereje”, anterior a él se honraba al Dios Sol, bajo la representación a Amon Ra; pero claro, se le rendía culto a éste y a otros muchos Dioses; y fue Akhenaton quien conectó con esta idea del Logos Solar como una deidad principal e intentó instaurar el monoteísmo, centrando el culto religioso al Dios Sol que llamó Aton”. Muy adelantado a su tiempo para intentar instaurar el monoteísmo en una civilización donde el politeísmo estaba tan arraigado, por intereses tanto religiosos como políticos, no tuvo la misma suerte que corrió Moises un poco después logrando crear una religión monoteísta; pero no fue Akenaton muy diferente a Moises o a Jesús; pretendía lo mismo; por desgracia tanto él como todos sus sacerdotes, sacerdotisas y seguidores fueron perseguidos y torturados hasta la completa eliminación de esa religión monoteísta; tras la restauración del viejo sistema politeísta muchas de sus construcciones y esculturas fueron derruidas, para borrarlo de la historia por ser considerado una deshonra. ¿Pero que hubiera sido de la religión si hubiera logrado instaurar monoteísmo rindiendo culto al Logos Solar?…. Probablemente nuestras religiones hoy serían diferentes, no?… Tal vez aún se rendiría culto al Sol, quién sabe!…. Lo que es seguro es que éste interviene de forma muy directa en nuestro proceso de evolución.

Y con esta breve historia solo quiero remarcar la importancia de conectar tanto con nuestro Sol, que es donde estaba situado el gran astro el día de nuestro nacimiento, en nuestro mándala antológico personal; como con la energía solar que es la que nos da la vida y carga esas baterías que permiten que nos movamos cada día, y por eso indiscutiblemente andamos mucho más energéticos en la primavera que en el invierno, donde nos vemos algo más desprovistos de su energía vital.

El alma viene a la Tierra a evolucionar, y hace su descenso desde fuera del Sistema Solar, pasando primero por los planetas transpersonales, (los más alejados) y después los sociales y personales. Encarna en la Tierra, entra en el juego de la vida, juego determinado por tales planetas; hace aquello a lo que vino y una vez finalizado hace un proceso de ascensión en la dirección opuesta; de los planetas personales, con unas experiencias ya integradas hacia los planetas transpersonales. Por eso conocer la carta Astral en profundidad, te ayuda o te puede dar ciertas pistas para saber cuál es tu juego aquí y qué tienes que hacer para realizar el proceso de ascensión de tu alma a su lugar de origen con total éxito.

Y en todo ese proceso nunca hay que olvidar quien toma una especial relevancia;….Sí!…El Sol!!!
Conoce a fondo tu Sol porque de ahí viene tu principal fuente de energía para este juego en la Tierra.
Tu Sol interior
Energía divina
Fuego sagrado

Por Patricia Pérez

Summary
Article Name
El Sol
Description
Cuando empiezas a meterte en la Astrología ves que aparte de estar influenciado por el Sol, que determina tu signo zodiacal, también te ves influenciado por los planetas, satélites, asteroides y cuerpos celestes del Sistema Solar, y el conjunto de todos ellos determinan tu carácter y comportamiento habitual. Cada planeta tiene una determinada energía y nos influye de una determinada manera pero hoy me gustaría especificar esto un poco y hablar sobre el origen del que provienen esas energías por las que nos vemos influenciados. En una preciosa noche estrellada, te quedas mirando al cielo y puedes ver los planetas visibles desde la Tierra como estrellas luminosas;
Author
Publisher Name
La expansión del Ser
Publisher Logo
Compartir: