Fecha

septiembre 2016

Processed with MOLDIV

La importancia de respirar correctamente

Biogimnasia Por 13 septiembre, 2016 No existen comentarios

En el momento en que naces tu primer acto es respirar; tomamos vida a través de la inspiración y salimos de ésta con la expiración, es un acto por tanto de vital importancia para el ser humano, y al que no se le presta la más mínima atención ya que el cuerpo, por sí mismo, se encarga de realizarla las 24h del día, durante los 365 días del año, mientras quiera seguir vivo; pero la respiración debe volverse un acto consciente, voluntario y controlado pues realizarla de manera incorrecta puede causar daños en nuestro cuerpo físico, por un lado debido a una insuficiencia de oxígeno, imprescindible para que realice sus funciones vitales y por otro porque el hecho de no controlarla puede ocasionar, fatiga muscular, cansancio físico y lesiones musculares como contracturas en cuello y en parte alta de la espalda, pues usamos más la parte superior de la espalda que la parte que supuestamente debiera involucrarse en el acto de la respiración.

Compartir:
image

Cadenas de pensamiento

Mens sana in corpore sano Por 10 septiembre, 2016 No existen comentarios

El estado de salud de nuestro cuerpo físico está estréchame relacionado con nuestros pensamientos, porque éstos no se convierten en algo hasta que pasan al plano físico a través de nuestro cuerpo, por tanto el estado de nuestro cuerpo es el resultado de todo los pensamientos que alberga nuestra mente.

Es curioso cómo nos preocupamos del bienestar del cuerpo y no le damos la importancia que verdaderamente tiene la mente, estando ésta previa al estado de salud de nuestro cuerpo; ya sé que querer mantener un buen estado de salud física lleva consigo una serie de pensamientos positivos, pero ya te digo yo que no somos capaces de permanecer en ese pensamiento demasiado tiempo; la velocidad de cambio de pensamiento es vertiginosa y lo hacemos sin apenas darnos cuenta; tomas conciencia de un pensamiento, éste lleva a otro que a su vez deriva en otro, creando una cadena de la cual no somos conscientes y pasados tres o cuatro pensamientos vuelves a tomar conciencia y dices: ¿Cómo he llegado aquí?…, si yo estaba pensando en otra cosa!….

Compartir: